Transformación de energía

La energía se define como la entidad intangible por medio la cual podemos generar movimiento, calor o trabajo.

La ley universal de la conservación de la energía, indica que, la energía ligada a un sistema aislado permanece constante en el tiempo. Es decir, “La energía no se crea ni se destruye; sólo se transforma”. Con base en ésta ley, podemos estudiar el fenómeno de transformación de los distintos tipos de energía.

Los tipos de energía más conocidos son la energía cinética, potencial, eléctrica, solar, calorífica, química, mecánica y atómica.

La transformación de energía sucede cuando utilizando algún tipo de energía para realizar un trabajo, una parte se convierte en trabajo y otra parte se transforma en un tipo de energía distinta.

Ejemplos de transformación de energía:

  • La energía eléctrica, proveniente de un reproductor musical, se convierte en energía mecánica al mover el cono de la bocina por la que es escuchado.
  • Energía mecánica que existe al frotar nuestras manos, se convierte y se libera en energía calorífica.
  • La energía potencial contenida en el gas de un refresco, es liberada en forma de energía cinética al salir expulsada con fuerza como gas o un chorro de agua.
  • Energía eléctrica transformándose en luminosa al encender un foco.
  • La energía solar al ser recibida en celdas solares es transformada en energía eléctrica para consumo industrial o doméstico.
  • La energía eólica al pasar por un molino es transformada en energía mecánica para usos muy variados.
  • La energía de combustión, contenida en el combustible de una vela (cera o parafina), se convierte en energía luminosa y en calor.
  • Los arqueros mantienen una energía potencial, hasta soltar la cuerda se convierte en energía cinética y la flecha es disparada.
  • La energía de combustión, contenida en el combustible de una vela (cera o parafina), se convierte en energía luminosa y en calor.
  • Al conectar una secadora de pelo, la energía eléctrica se convierte en mecánica al girar un pequeño motor, otra parte de esa energía calienta una resistencia, y genera energía calorífica como resultado. Finalmente la secadora emite un sonido al estar funcionando, y es llamada energía sonora.

ESCRIBE UN COMENTARIO